9.2 C
Buenos Aires
InicioEconomíaMás del 80% del maíz y de la soja quedaron en buenas...

Más del 80% del maíz y de la soja quedaron en buenas condiciones luego de las últimas lluvias

El 82% de la oleaginosa y el 87% del cereal están en una condición “normal a excelente”, luego de un semana en la que las precipitaciones continuaron aportando buena humedad a los cultivos.

Lluvias recientes siguieron aportando humedad para el maíz y la soja.

Lluvias recientes siguieron aportando humedad para el maíz y la soja.

Lluvias recientes continuaron aportando humedad al perfil para los cultivos de la cosecha gruesa, y más del 80% se encuentra en buenas condiciones, según informó el Panorama Agrícola Semanal (PAS) de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires (BCBA).

La condición hídrica adecuada/óptima de soja se ha incrementado en 5,4% a escala nacional respecto a nuestro previo informe, llevando al 72,6% de los lotes a dicha condición. A su vez, el 82% presenta un estado de cultivo normal a excelente, pormenorizó el informe.

Leé también: Comenzó la cosecha de maíz para semillas y ASA celebró sus 75 años mostrando el potencial biotecnológico

Bajo este contexto, el 40,5% de los planteos de primera se encuentran en llenado de grano, y el 27,1 % de los de segunda transita desde inicio de formación de vainas. Ambos escenarios están concentrados fundamentalmente sobre el centro del área agrícola.

¿Querés recibir más información sobre el campo?

Suscribite acá

Al mismo tiempo, el 24,4 % de la oleaginosa implantada en el norte (NOA-NEA) dio inicio al período crítico, donde hay pronósticos de precipitaciones “moderadas a abundantes” para los próximos días.

Más del 80% del maíz y de la soja quedaron en buenas condiciones luego de las últimas lluvias

Por otra parte, el 87% del maíz se encuentra en una condición “entre normal y excelente”. Las lluvias aseguran la floración y el llenado de grano de buena parte de planteos tardíos que no fueron afectados por la ola de calor.

Leé también: Entre 15.000 a 20.000 camiones por día llevarán granos a los puertos del Gran Rosario

En este contexto, la cosecha del cereal avanzó sobre las provincias de Santa Fe y Entre Ríos, reportando rendimientos promedio de 105 quintales por hectárea.

Por otro lado, lluvias registradas en el centro-norte y oeste del área agrícola mejoran la condición hídrica de los planteos tardíos, aunque el efecto de la ola de calor sobre fechas de siembra de mediados y fines de noviembre ha impactado en su rendimiento potencial.

En lo que respecta a siembras de mediados y fines de diciembre, en gran parte de los casos han superado el período de estrés hídrico y altas temperaturas sin mermas importantes de potencial.

Fuente: BCBA

Fuente: BCBA

Asimismo, la presencia de Dalbulus maidis (chicharrita del maíz), mencionada en informes anteriores de la BCBA, ha infectado lotes tanto con Spiroplasma kunkelli como con virus del rayado fino (MRFV) generando pérdidas de variada intensidad en planteos tardíos del centro-norte de Córdoba y Santa Fe, núcleo norte y Entre Ríos. En este contexto, la BCBA mantuvo su proyección de cosecha en 56,5 millones de toneladas.

Durante los últimos 15 días, la recolección del sorgo comenzó en parte del centro y norte del área agrícola. En este marco, los productores comienzan a aplicar desecantes para facilitar las labores, las cuales se espera se generalicen en las próximas semanas sobre el centro del área agrícola, según detalló la entidad porteña.

Imagen de sorgo en llenado de grano, tomada en la localidad de 9 de Julio, provincia de Santa Fe, tomada el pasado 21 de febrero. (Foto: BCBA)

Imagen de sorgo en llenado de grano, tomada en la localidad de 9 de Julio, provincia de Santa Fe, tomada el pasado 21 de febrero. (Foto: BCBA)

“Se informan focos de orugas y pulgón amarillo que van siendo controlados, aunque ya se esperan mermas significativas en materiales susceptibles. Lluvias tanto en el NEA como en el centro-norte de Santa Fe mejoraron sustancialmente la condición del cultivo”, indicó el reporte.

“Hasta el momento, los planteos tardíos mantienen su rendimiento potencial intacto. Mantenemos nuestra proyección de producción de 3,5 millones de toneladas, que significan, en términos absolutos, un millón más que lo alcanzado la campaña pasada”, pormenorizó la BCBA.

Leé también: Cuál será el aporte de cada región del país a la cosecha de maíz

Por último, el progreso de la cosecha de girasol fue de 3,4% durante la última semana, avanzando sobre el 18,5% del área apta. Si bien el ritmo de avance fue lento sobre el centro-norte del área agrícola, debido a las lluvias de los últimos 7 días, comenzó a cobrar ritmo la actividad en las regiones clave del sur del área agrícola.

El rinde promedio asciende a 18,5 quintales por hectárea, lo que permitió que la entidad porteña sostenga su proyección de producción en 3,8 millones de toneladas.

Fuente: BCBA

Fuente: BCBA

Sin embargo, los rindes esperados para el área en pie van de 10 a 28 quintales por hectárea en el centro y norte, y de 8 a 30 quintales en el sur, donde, luego de recientes evaluaciones del impacto de la ola de calor de principios de febrero, colaboradores aseguran que las siembras tardías son las más afectadas y pueden presentar considerables mermas de rendimiento, según describió el reporte.

Más noticias
Noticias Relacionadas