14.3 C
Buenos Aires
InicioEconomíaEl campo apoya al Pacto de Mayo y destacaron que la producción...

El campo apoya al Pacto de Mayo y destacaron que la producción de granos puede crecer un 22% en 4 años

El presidente de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, aseguró que se podría pasar de 136 a 167 millones de toneladas durante el gobierno de Javier Milei, si se implementan una serie de medidas como la reducción gradual de las retenciones y el levantamiento del cepo al dólar.

El presidente de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, José Martins, puntualizó las políticas que serían necesarias para impulsar al sector gropecuario y elogió algunas medidas que fueron tomadas por el gobierno de Javier Milei. (Foto: TN)

El presidente de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, José Martins, puntualizó las políticas que serían necesarias para impulsar al sector gropecuario y elogió algunas medidas que fueron tomadas por el gobierno de Javier Milei. (Foto: TN)

“El Pacto de Mayo debe incluir medidas que estimulen la producción y el agregado de valor”, consideró el presidente de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires (BCBA), José Martíns, al brindar en Expoagro una disertación sobre los desafíos del gobierno de Javier Milei y la visión de la entidad porteña.

En ese sentido, Martins enumeró las políticas necesarias para que la agroindustria argentina desarrolle todo su potencial con una mirada a largo plazo.

Leé también: Las 4 cadenas del agro apoyaron el Pacto de Mayo y pidieron bajar retenciones de manera gradual

Al respecto, el dirigente expresó la adhesión al Pacto de Mayo, que el presidente Milei llamó a que sea firmado el próximo 25 de mayo en la provincia de Córdoba y que este viernes comienza a ser negociado con los gobernadores.

¿Querés recibir más información sobre el campo?

Suscribite acá

Martins comentó que la producción de los principales cultivos y oleaginosas este año va a estar en niveles de 136 millones de toneladas, y podría aspirarse que para fines de 2027, cuando concluya el mandato de Milei, llegue a entre 167 y 170 millones.

“Estos números, muy conservadores, significan que podríamos crecer un 22%. Esto generaría, en términos de divisas, pasar de los actuales US$31.000 millones a aproximadamente US$38.000 millones, representando también un 22% de incremento. Esto siendo muy discrecionales en términos de precios, sin que medie nada disruptivo”, afirmó el dirigente.

La producción de los principales granos y oleaginosas podría crecer de 136 hasta 170 millones de toneladas en los próximos 4 años, si se aplican políticas que incentiven a la inversión en el sector. (Foto: Télam)

La producción de los principales granos y oleaginosas podría crecer de 136 hasta 170 millones de toneladas en los próximos 4 años, si se aplican políticas que incentiven a la inversión en el sector. (Foto: Télam)

A su vez, el PBI agroindustrial, que actualmente está en niveles de US$30.000 millones, podría pasar a US$37.000 millones, lo que implicaría casi un 25% de repunte.

“A su vez, si tuviéramos políticas que favorezcan la industrialización de manera federal, podrían generarse entre 180.000 y 190.000 nuevos puestos de trabajo en el interior del país”, acotó.

Sin embargo, comentó, para que eso ocurra deben implementarse otras políticas, ya que la Argentina “perdió sistemáticamente competitividad” durante los últimos años.

Leé también: De buen ánimo y con expectativas por la cosecha, productores recorren Expoagro en busca de financiamiento

“Hay algunos datos que son alarmantes y que muchas veces pasan desapercibidos. Perdimos aproximadamente 10% de participación en las exportaciones globales, desde el máximo alcanzado en la campaña 2006/7. Argentina supo representar el 25% del comercio mundial de los principales commodities, luego pasó al 14% y hoy nos encontramos con un lamentable 9%”, ejemplificó.

Sobre eso, añadió: “Mientras nosotros caemos, tenemos a Brasil que es una topadora. Hace 10 años, representaban el 50% de nuestra producción y hoy nos triplican. Esta caída no solo tiene que ver con el cambio climático y las condiciones adversas de esta profunda sequía que hemos vivido, sino también con las políticas que han implementado los últimos gobiernos, desalentando la inversión en los agronegocios”

No obstante, destacó algunas “señales positivas” que se dieron desde que Milei asumió la presidencia el pasado 10 de diciembre, como la quita de cupos para exportar, desburocratización del Estado, eliminación de las SIRAS y los fideicomisos para la harina y el aceite. Como así también mencionó el achicamiento de la brecha cambiaria, que perjudica la rentabilidad en dólares del sector.

Asimismo, resaltó “el cambio de paradigma de subsidiar la demanda en lugar de seguir subsidiando la oferta, lo que generaba inequidades y un exceso del gasto público”.

Sobre los desafíos por delante, enfatizó que aún quedan muchas políticas a llevar a cabo y que deberían incluirse en el temario del Pacto de Mayo. Entre éstas, mencionó la reducción gradual de las retenciones, la unificación del tipo de cambio y la concreción de nuevos acuerdos comerciales, como así también la puesta en marcha del acuerdo entre el Mercosur y la Unión Europea. entre otras medidas.

Los desafíos del sector privado y nuevas herramientas para los productores

Por otra parte, analizó el papel que el sector privado debería jugar para responder al objetivo de lograr una creciente producción. “Así como el Gobierno tiene desafíos, también nosotros como cadena agroindustrial los tenemos. En primer lugar, debemos ser capaces de superar antinomias, deponer intereses sectoriales y lograr un consenso básico para llegar a Córdoba con un respaldo sólido de todas estas propuestas que estamos haciendo”.

En lo que hace específicamente al rol de la BCBA, comentó que impulsan nuevas tecnologías y herramientas comerciales. a través del desarrollo de una Plataforma Digital con tecnología blockchain “que favorecerá y ampliará el acceso al financiamiento, productividad, sustentabilidad y trazabilidad del flujo comercial”.

La Plataforma Digital ofrece los servicios de legajo digital, que facilitará y reducirá los tiempos de inscripción y ejecución de servicios que por este medio se realicen, lo que implicará un ahorro de costos.

Leé también: Macri dijo que las retenciones son “un impuesto muy dañino” y tiene que eliminarse “lo antes posible”

Mientras que “Prenda de Cultivo” se trata de una herramienta que busca ampliar la oferta de financiamiento y facilitar el acceso al sector productivo, utilizando como garantía sus siembras.

Este servicio se inspira en el éxito del CPR (Cédula de Producto Rural) en Brasil, instrumento que, en 2023, genero créditos por más de US$60 billones al sector agroindustrial.

Según indicaron desde la entidad, en la actual campaña 2023/24, en nuestro país se financiaron US$14 billones, de los cuales el 30% provino de capital propio del productor, el 30% de bancos y el restante 40% de empresas de insumos.

Más noticias
Noticias Relacionadas