el-g20-apoyo-el-reclamo-argentino-de-que-el-fondo-monetario-internacional-revise-los-sobrecargos-de-interes-de-las-deudasEconomía 

El G20 apoyó el reclamo argentino de que el Fondo Monetario Internacional revise los sobrecargos de interés de las deudas

Los ministros de Finanzas y gobernadores de Bancos Centrales del G20 apoyaron este martes en Washington el reclamo de Argentina de que el Fondo Monetario Internacional revise los sobrecargos de las deudas.

También respaldaron que los países más ricos redirijan los Derechos Especiales de Giro (DEG) a los paises de ingreso medio y bajo, otro tema que impulsa nuestro país.

Los ministros del G20 (el grupo de países más poderosos más algunos emergentes) se encuentran reunidos en la capital estadounidense en el marco de la Asamblea del FMI y el Banco Mundial.

El ministro Martín Guzmán estuvo en las sesiones del Grupo y pujó por la revisión de sobrecargos, un tema que importa mucho a la Argentina y que aliviaría la carga de su deuda.

Los miembros del Grupo también manifestaron la necesidad de que una parte de la nueva asignación de Derechos Especiales de Giro (DEG) sea dirigida voluntariamente hacia los países de ingresos medios y bajos, otro de los reclamos de nuestro país ya que la Argentina recibiría dinero extra por ser país de ingresos medios.

Además, se le solicitó al FMI que establezca un nuevo Fondo de Resiliencia y Sostenibilidad para financiar a largo plazo a los países de ingresos medios y bajos. Este financiamiento permitiría reducir riesgos futuros para la estabilidad de la balanza de pagos, incluidos aquellos derivados de las pandemias y el cambio climático.

El comunicado del G20 dice: “Agradecemos al FMI su actualización sobre la política de sobrecargos y esperamos con interés seguir debatiendo en el Directorio Ejecutivo del FMI en contexto de la revisión interina de los saldos precautorios”.

Para la Argentina, el tema de la reducción o eliminación de las sobretasas es muy importante para poder aliviar la carga de la deuda. El Fondo cobra una tasa de 200 puntos básicos, o 2 puntos porcentuales, sobre los préstamos pendientes por encima del 187,5% de la cuota de un país, creciendo a 300 puntos básicos si un crédito permanece por encima de ese porcentaje después de tres años.

La agencia Bloomberg había consignado el lunes que en una reunión informal del directorio ejecutivo no se había logrado un aval para modificar la política de sobretasas. Sin embargo, fuentes cercanas al Gobierno señalaron que tenían el apoyo de 16 de 24 sillas del board.

Las fuentes no consignaron quiénes eran los respaldos que faltaban, un dato importante porque sin el aval de EE.UU., por ejemplo, las propuestas en el Fondo no prosperan.

La directora gerente del Fondo Monetario Internacional, Kristalina Georgieva, afirmó este miércoles que el organismo no ha tomado ninguna decisión sobre reducir la sobretasa que los países pagan por las deudas, pero admitió que en conversaciones informales “se manifestaron reservas” sobre congelar esos sobrecargos.

El G20 dice sobre los DEG: “Celebramos la asignación general de DEG implementada por el Fondo Monetario Internacional (FMI) el 23 de agosto de 2021, que ha puesto a disposición el equivalente a 650 mil millones de dólares en reservas adicionales a nivel mundial”.

Y agregan: “Apreciamos los recientes progresos realizados por el FMI para ofrecer opciones viables a los miembros con fuertes posiciones externas para canalizar voluntariamente una parte de sus DEG asignados, de acuerdo con las leyes y regulaciones nacionales, para ayudar a los países vulnerables”.

Respecto del Fondo de Resiliencia y sostenibilidad dicen: “Pedimos al FMI que establezca un nuevo Fondo de Resiliencia y Sostenibilidad (RST, por sus siglas en inglés) -en consonancia con su mandato- para proporcionar financiación asequible a largo plazo para ayudar a los países de bajos ingresos, a los pequeños Estados en desarrollo y a los países vulnerables de ingresos medios a reducir riesgos futuros para la estabilidad de la balanza de pagos, incluidos aquellos derivados de las pandemias y el cambio climático”.

“Le damos la bienvenida a los progresos realizados en el marco de la Iniciativa de Suspensión del Servicio de la Deuda (DSSI, por sus siglas en inglés) del G20, que también ha sido acordada por el Club de París. Todos los acreedores bilaterales oficiales deberían aplicar esta iniciativa de forma completa y transparente”, señalaron.

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA