Las dos dudas clave en Alternativa Federal: ¿Scioli mata Lavagna? ¿Tinelli mata gobernadores?Política 

Las dos dudas clave en Alternativa Federal: ¿Scioli mata Lavagna? ¿Tinelli mata gobernadores?

En el armado político, la lectura es exactamente al revés que en las dietas. Siempre se busca engordar. Con esa lógica se entiende ahora, más claro, el objetivo del video que grabó el gobernador peronista Juan Schiaretti, CEO de Alternativa Federal (AF), en el relanzamiento del espacio. El corrimiento de Roberto Lavagna -con sus exasperantes vaivenes, el último en la mañana de este jueves– y del grueso de los mandatarios del PJ dejaron a este armado opositor demasiado flaco. Con el mismo peso con el que se habían lanzado hace ya ocho meses. Para rellenarlos se convocó públicamente a dos figuras conocidas: Marcelo Tinelli y Daniel Scioli. Más la siempre infaltable “pata progresista”.

Mirá también

Newsletters Clarín

Lo que tenés que saber hoy | Las noticias más importantes del día para leer en diez minutos

De lunes a viernes por la mañana.

Recibir newsletter

La ecuación electoral en AF casi no varió desde aquella foto original. La mayor fortaleza del espacio está en la suma de sus partes. Con Sergio Massa, Juan Manuel Urtubey y Miguel Pichetto (en ese orden de preferencias) juntando sus votos para alcanzar un total digno. La irrupción de Lavagna infló los números y hasta amagó con romper esa lógica: arrancó midiendo mejor que el resto en las encuestas. Pero nunca terminó de consolidarse y hoy está mezclado con el resto

De ahí se entiende la insistencia de Schiaretti, Massa y Urtubey en invitarlo a una PASO y no subsumirse a su proclamación. Un dato refleja como pocos la caída (o el no despegue) de Lavagna. El año pasado, cuando no era ni proto-candidato, llegó a tener 55% de imagen positiva, según D’Alessio IROL – Berensztein. Medía más que María Eugenia Vidal. En el último sondeo de estas consultoras cayó a 36%. Menos que Cristina y Macri. Una alternativa a la grieta que mide menos que la grieta.

La intención de voto del ex ministro tampoco terminó de meterse en niveles top. De arranque, con la espuma de la irrupción, llegó a promediar 15 puntos. Pero luego empezó a descender y hoy está más cerca de 10. Parejo con Massa. Nada determinante aunque…

Mirá también

“Más allá de que está claro que Lavagna no despegó, así tenga 7 puntos, más los 10 de Sergio, 5 de Urtubey y lo que tenga Pichetto, son necesarios para darle volumen al espacio“, reconocen en el massismo. Y cierran: “Por eso, el Gringo -por Schiaretti- mencionó a Scioli, después de que Lavagna le dijera que no aceptaba una interna. Así mida 4 ó 5 puntos, Scioli tiene la ventaja de que le comería al kirchnerismo”. 

Un dato que grafica la volatilidad de los armados: la frase del dirigente del Frente Renovador sobre Lavagna fue pronunciada a Clarín segundos antes de que el ex funcionario de Duhalde y Kirchner reabriera la puerta que anoche cerraba en Alternativa Federal. Buena noticia para el peronismo no K. Sobre todo porque, en paralelo, una fuente que convive a diario con Daniel Scioli, descartaba que el ex gobernador se sumara allí.

“Ese espacio queda escuálido por la salida de Lavagna y las charlas de Alberto Fernández con Massa. Por eso la convocatoria a Tinelli y Daniel. Parece una salida mediática más que real”, analizaba un sciolista frente a la consulta de Clarín. También lo decía antes de la contramarcha de Lavagna.

Con Scioli afuera, lo que el ex ministro ponía como una de las razones para no sumarse a AF -sobre todo incomodaba a socios como Margarita Stolbizer-, ahora quedará por rever la traba de origen: su predisposición a ir a una interna. 

Como respuesta ante las críticas, el lavagnismo cuestiona el contorsionismo de Massa, por haberse corrido de la ancha avenida del medio que él mismo creó para pararse más cerca del kirchnerismo que del Gobierno. Temen, como varios, que el ex jefe de Gabinete de Cristina se reencuentre con sus viejos compañeros de militancia en un armado electoral.

Massa dice que con Cristina en el medio, no, ¿Por ahora? ¿Un formalismo puede ser la excusa para apartarse? El 30 de este mes se hace un congreso del Frente Renovador para definir la política de alianzas. Más preguntas: ¿un clamor de “las bases” -que maneja el propio Massa, claro- lo convencerá de negociar con el kirchnerismo?

Más que la contradicción política, por ahora el jefe del FR no ve ninguna oferta que lo tiente lo suficiente. ¿Volver al kirchnerismo para qué? ¿Para ir a una interna contra Alberto y Cristina y terminar derrotado? ¿Ir como candidato a gobernador, cuando él jura y perjura que busca liderar? Acaso para no caer en los vaivenes de Lavagna, Massa directamente prefiere dejar las puertas entreabiertas

“También lo que preocupa a Sergio -dicen en su entorno- es la salida de los gobernadores. Se suponía que el Alternativa Federal era el espacio de ellos. Pero cuando se lanzó Alberto, nueve salieron a saludarlo en público. Si bien no se sumaron formalmente a Unidad Ciudadana, fue en gesto muy fuerte”.

No debería haber novedades en breve. En tres fines de semana de junio -2, 9 y 16- se elige gobernador en 10 provincias. En la mayoría, el peronismo va en unidad con el kirchnerismo. La prioridad es ganar o hacer la mejor elección a nivel local para luego discutir lo nacional. Los tiempos apremian. Las listas cierran el 22, seis días después del último comicio distrital.

Mirá también

Sigue la teoría de nutricionismo político. “Con la incorporación de Tinelli, más algo de progresismo, se busca compensar ese corrimiento de los gobernadores. Darle cierto volumen. Tinelli podría ser un buen candidato a gobernador de todos los que vayan a la PASO“, completan en el massismo.

El conductor de Showmatch, como adelantó Clarín, por ahora no cierra ninguna puerta. Y deja en claro con qué interlocutor se siente más cómodo. Dijo que “admira y adora” a Schiaretti. Quedaron en hablar para ver cómo avanzar.