Beatriz Sarlo trató de “miserable” a Cristina Kirchner por sentar a Estela de Carlotto en el juicioPolítica 

Beatriz Sarlo trató de “miserable” a Cristina Kirchner por sentar a Estela de Carlotto en el juicio

Beatriz Sarlo analizó el inicio del juicio por sospechas de corrupción contra Cristina Kirchner y criticó la utilización de las dirigentes de Madres y Abuelas de Plaza de Mayo con su apoyo a la ex presidenta. 

La escritora expresó que le llamó la atención al repasar las imágenes de la primera jornada en la sala AMIA fue “como sentó atrás al emblema de la defensa de los derechos humanos y los desaparecidos, Estela de Carlotto, que es un uso miserable“.

Lo dijo durante su paso por el programa de Luis Novaresio, en A 24. Sarlo aclaró que seguramente la titular de Abuelas de Plaza de Mayo concurrió “debe haber estado muy contenta de poder ir”, porque era una dirigente de primera fila en los actos en el Salón Blanco de la Casa Rosada durante el kirchnerismo.

Mirá también

Newsletters Clarín

Lo que tenés que saber hoy | Las noticias más importantes del día para leer en diez minutos

De lunes a viernes por la mañana.

Recibir newsletter

Sin embargo, remarcó que la ex presidenta “debería haber prescindido” de la presencia de las referentes de los derechos humanos en un juicio donde es acusada de ser jefa de una asociación ilícita que direccionó contratos de vialidad por $ 46.000 millones en favor de Lázaro Báez.

“Es un juicio por corrupción, que todavía tiene que ser probado, y quien denunció durante la dictadura militar la desaparición de personas, es demasiado pesado”, sentenció.

Carlotto no fue la única referente de los derechos humanos que fue a apoyar a la ex mandataria. También estuvieron LAS Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini y Taty Almeyda, quien apareció en todas las fotos detrás de Cristina Kirchner.

Mirá también

Sarlo calificó a Carlotto y a Bonafini como las dirigentes  “más valientes” en su lucha durante la dictadura por los desaparecidos. Pero cuestionó que no fueron capaces de reconocer el logro del presidente Raúl Alfonsín de juzgar a los jefes de la Junta Militar.

Y analizó el por qué del apoyo a los gobiernos de Néstor y Cristina Kirchner, aún bajo sospechas de corrupción.

“El símbolo es más poderoso que las medidas políticas. Los Kirchner que no habían recibido en Santa Cruz ni a una madre ni abuela ni hermano  ni a nadie, que no habían abierto la boca sobre los desaparecidos en los años de la dictadura ni después, de repente con el gesto de descolgar el retrato de Videla se convierten en símbolo de lucha“, expresó la ensayista.

La referencia es al hecho que tuvo lugar el 24 de marzo de 2004, cuando el entonces presidente Néstor Kirchner ordenó que los cuadros de los dictadores Jorge Rafael Videla y Reynaldo Bignone, que estaban colgados en una de las galerías del Colegio Militar de El Palomar fuesen retirados. 

“Proceda”, fue la orden del jefe de Estado Kirchner al entonces titular del Ejército, Roberto Bendini, durante el acto para recordar los 28 años del golpe de Estado de 1976.

Mirá también