Macri anunció créditos para pymes y escuchó críticas del campoEconomía 

Macri anunció créditos para pymes y escuchó críticas del campo

El presidente Mauricio Macri se fue de la planta de Renova de Timbúes con el pecho inflado tras el anuncio de créditos para las pymes. Serán 100 mil millones de pesos a una tasa de entre el 25% y el 27%. Pero también se subió al helicóptero con una larga lista de reclamos de los empresarios de la cadena agroindustrial de la soja.

Macri viajó a Santa Fe para encabezar la primera Mesa Nacional Sojera, iniciativa que busca mejorar la competitividad del poroto de la soja, una de las principales fuentes de ingresos del país.

Newsletters Clarín

Qué pasó hoy | Te contamos las noticias más importantes del día, y que pasará mañana cuando te levantes

De Lunes a viernes por la tarde.

Recibir newsletter

La reunión duró casi dos horas. Al lado del presidente se sentaron sus ministros Dante Sica (Producción y Trabajo) y Guillermo Dietrich (Transporte); y el gobernador de Santa Fe, Miguel Lifschtiz. En los costados se ubicaron representantes de las entidades gremiales del campo, de las principales bolsas de cereales del país, y de las cámaras industriales y exportadoras.

“Nos reunimos el sector público y privado para pensar en oportunidades de progreso, para ver de qué manera vamos a generar nuevos empleos para los argentinos”, sintetizó Macri en el acto que brindó luego con el río Paraná de fondo.

Lo cierto es que dentro de las cuatro paredes donde se desarrolló la reunión, el presidente recibió más críticas que elogios. Muchos empresarios le plantearon la necesidad de fortalecer la industrialización de la soja ante el avance de la “primarización de las exportaciones”.

La industria de molienda de soja proyecta para este año una capacidad ociosa del 46%, una cifra altísima para un 2019 en el que se espera una cosecha de récord. Varios interlocutores solicitaron igualar la línea de tres pesos que pagan por retenciones las harinas y aceites del resto de los cultivos. Hoy los productos derivados de la soja abonan una alícuota de cuatro pesos por dólar exportado.

Mirá también

“El presiente es consciente que los derechos de exportaciones son distorsivos y dañinos. Le hemos propuesto sentarnos a hablar con el ministro (Nicolás) Dujovne porque entendemos que hay una capacidad de molienda muy alta que hoy es ociosa. La caída de la molienda es del 30%. Necesitamos protección para seguir creciendo”, detalló Gustavo Idígoras, presidente de la Cámara de la Industria Aceitera de la República Argentina (Ciara) y del Centro de Exportadores de Cereales (Cec).

Los datos estadísticos de diciembre y enero marcan que “muchos barcos de China vienen ahora a comprarnos porotos de soja, cuando lo que nosotros queremos es vender harinas y aceites para generar empleo nacional”, planteó Idígoras, quien explicó que el sector se ahorraría 700 millones de dólares con retenciones de tres pesos.

Macri atajó las críticas con una buena noticia para la cadena de valor de la soja. Comunicó en la mesa que hay negociaciones encaminadas para destrabar las exportaciones de harina de soja a China, país que hoy no habilita compras en las plantas Argentinas. “Sería muy importante porque revertiría el déficit comercial que tenemos con ellos”, coincidieron todos los empresarios.

Mirá también

Luis Miguel Etchevehere, ministro de Agroindustria, también recogió el guante ante algunos cuestionamientos. Relativizó la supuesta primarización de la economía, aunque admitió un “estancamiento productivo” por las retenciones “Los números marcan que el 95% de la soja del año pasada fue industrializada. Vemos sí que hay un estancamiento de la producción de soja producto de la presión impositiva, de las retenciones, eso es indudable”.

El ex presidente de la Sociedad Rural pidió “paciencia” al sector que trabaja con la soja. “Las retenciones terminan el año que viene, fueron puestas por dos años. De acá a un año y pico las retenciones se terminan. Todos los cultivos van a ir cero. El panorama va a ser muy distinto”, concluyó.

EB