La historia del filme por el que se festeja el día del cine nacionalEspectáculos Política 

La historia del filme por el que se festeja el día del cine nacional

Este sábado se celebra el Día del Cine Nacional en homenaje al estreno de la que es considerada como la primera película argumental argentina, La Revolución de Mayo, ocurrido un 23 de mayo de 1909.

Cuando esta nueva forma de entretenimiento llamada cine todavía era una novedad, el inmigrante italiano Mario Gallo fue uno de los pioneros en filmar en nuestro país. Había llegado al país en 1905 y rodó varias películas, pero La Revolución de Mayo es uno de los pocos registros de su obra que se ha conservado.

Tiene un telón pintado para representar el Cabildo, las actuaciones de unos tales Eliseo Gutiérrez y César Fiaschi, y un grupo de curiosos convertidos en extras, para representar, en cinco minutos, el antes, el durante y el después de la gesta de Mayo.

Escena del filme “La Revolución de Mayo”.

La película original estaba dividida en quince cuadros, cada uno de ellos precedido por un cartel, de los cuales se conservan sólo nueve. En este filme mudo se relatan los sucesos que tuvieron lugar en Buenos Aires en la Semana de Mayo, entre el 22 y el 25 de mayo de 1810. Tiene inexactitudes históricas, como la presencia de San Martín, y errores tales como la aparición en cámara de la persona que sostiene el telón.

Mirá también

Se estrenó el 23 de mayo de 1909 en el teatro Ateneo de Buenos Aires, ubicado en la esquina de Corrientes y Maipú. Filmada en película de nitrato de 35mm, altamente inflamable, la copia fue transferida a un soporte 16mm en 1955 por José Vigévano, por pedido del coleccionista Enrique Bouchard. La copia original era del coleccionista Pascual Moles y se salvó de un incendio que destruyó la mayor parte de sus películas.

Luego en la empresa Cinecolor Argentina se reparó físicamente la copia para permitir su escaneado, que luego fue restaurado digitalmente por el Equipo de Restauración y Retoque Digital integrado por Milagros Cimadevilla, Juan Ignacio Bousquet y María Victoria Mateu. Esta restauración se presentó dentro del Congreso de la Federación Internacional de Archivos de Films (FIAF) celebrado en Buenos Aires en 2009.

Con motivo del Bicentenario de la Independencia, en 2016 se realizó una segunda restauración que estuvo a cargo de la empresa Gotika, y fue realizada a pedido del Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales (INCAA). Se realiza una nueva corrección de color, estabilización, eliminación de rayas y manchas partiendo del negativo escaneado.

Gallo también fue responsable de otros títulos de inspiración histórica, como La creación del himno (circa 1910, con Eliseo Gutiérrez como Vicente López y Planes), El fusilamiento de Dorrego (circa 1909) y La batalla de Maipú (circa 1912). Las fechas de rodaje y estreno de cada una de estas películas son aproximadas: de hecho, fueron motivo de una polémica que aún no está del todo saldada. Y tal vez jamás lo esté.

Según Pablo C. Ducrós Hicken, uno de los primeros investigadores e historiadores especializados en cine en la Argentina, El fusilamiento de Dorrego era anterior: él fechaba su estreno el 24 de mayo de 1908. Pero la profesora Diana Klug estableció su rodaje dos años después, de modo que La Revolución de Mayo quedó como la primera película argentina argumental.

Se supone que en su obra, siempre de motivos históricos, Gallo estuvo influido por la corriente del Film d’Árt, que desde 1908 en Francia intentaba tomar al cine como un arte, en contraposición al lugar que había ocupado hasta entonces, de mero espectáculo de feria.

WD

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Articulos relacionados

Leave a Comment